Considero que este es un vestido que no todo el mundo llevaría, son de esas cosas que las odias o las amas..

Así es el “Baby Doll” esos vestidos sesenteros, con corte imperio, ajustados arriba y con vuelo en la parte de abajo.

Yo los encuentro especialmente favorecedores y aunque no es un look que usaría para cada día, si que de vez en cuando me gusta crear estilismos con ese aire femenino y dulce.

¿Qué os parecido el look?

¡Millones de besos y FELIZ FIN DE SEMANA!